domingo. 19.05.2024
El tiempo

Movilización en Ajo, en Bareyo, contra el cierre de la sucursal de Liberbank

La protesta surgió de la Asociación de la Tercera Edad y el Ayuntamiento inició una campaña de recogida de firmas

Protesta en Ajo, en Bareyo, contra el cierre de la oficina de Liberbank.
Protesta en Ajo, en Bareyo, contra el cierre de la oficina de Liberbank.
Movilización en Ajo, en Bareyo, contra el cierre de la sucursal de Liberbank

Bareyo se movilizó contra el cierre de la sucursal de Liberbank en la localidad de Ajo. Los vecinos se concentraron  frente a las oficinas en una iniciativa que ha surgido de la Asociación de la Tercera Edad de Bareyo.

Su presidente, Modesto Sánchez Carrión, comentó que esta decisión supone un gran trastorno para los vecinos, sobre todo para las personas mayores, alrededor de 600 empadronadas en el municipio, por lo que supone la digitalización de las gestiones.

Con el cierre de la oficina, los vecinos se tendrán que desplazar a Noja, con lo que supone encontrar vehículo y transporte para realizar este recorrido e incluso aparcar en ese municipio en verano, explica Modesto Sánchez.

Como alternativa, la Tercera Edad de Bareyo plantea que al menos se abra la oficina dos días a la semana, de tal forma que puedan organizar sus gestiones bancarias.

Se tiene previsto cerrar a finales de mayo y tenemos un disgusto grande”, comentó el presidente de este colectivo, quien anunció que su intención es seguir con movilizaciones y protestas en el caso de que no se solucione el problema que afecta a todos los vecinos.

Con anterioridad a la decisión de esta concentración, la asociación se dirigió al Ayuntamiento desde donde han realizado gestiones en Santander para impedir el cierre de la oficina, asegura Modesto Sánchez.

De igual forma, el Consistorio ha iniciado una campaña de recogida de firmas en los bares y comercios que se presentarán a la entidad bancaria para reclamar que la sucursal continúe abierta.

No es el único municipio donde se ha tomado la decisión de cerrar la sucursal, ni el único banco en adoptar esta medida en Cantabria, lo que ha supuesto que también se llevan a cabo movilizaciones por los vecinos, como recientemente ha tenido lugar en Torrelavega.