lunes. 15.04.2024
El tiempo

La Comisión de Urbanismo y Movilidad aprueba la delimitación de Zona de Bajas Emisiones de Torrelavega

El dictamen será ratificado por el Pleno y el objetivo es acordar una delimitación de consenso

Zona de delimitada en Torrelavega.
Zona de delimitada en Torrelavega.
La Comisión de Urbanismo y Movilidad aprueba la delimitación de Zona de Bajas Emisiones de Torrelavega

La Comisión Informativa de Urbanismo y Movilidad ha aprobado la delimitación de Zona de Bajas Emisiones de Torrelavega en una reunión en la que también han participado representantes de la Cámara de Comercio y de la Mesa de Movilidad.

Una propuesta que, conforme al ‘Estudio y propuesta de delimitación de la zona de bajas emisiones (ZBE) de la ciudad de Torrelavega’, plantea un perímetro limitado y libre por las calles La Llama, Julián Ceballos, José María Pereda y Julián Urbina, no incluidas en la ZBE.

La concejal de Urbanismo y Movilidad, Jezabel Tazón, ha explicado que el Ayuntamiento de Torrelavega, al igual que el resto de municipios españoles de más de 50.000 habitantes, está obligado “legalmente” a implantar estas zonas de bajas emisiones en cumpliendo de los requerimientos del Real Decreto 1052/2022, del día 27 de diciembre, que regula las ZBE.

Y la propuesta presentada por el equipo de gobierno, ha dicho, es una delimitación de “consenso máximo”, habiéndose realizado reuniones con la empresa, grupos políticos y también con diferentes colectivos.

Tras su aprobación por parte de la Comisión, con los votos a favor de todos los grupos excepto el PP y Vox, el dictamen deberá ser ratificado por el Pleno de la Corporación, a continuación se procederá a su puesta en marcha, con una fase de prueba, y un seguimiento y análisis posterior.

Tazón ha querido transmitir “tranquilidad” a los vecinos que viven en la zona afectada y ha indicado que podrán “seguir entrando y saliendo con sus coches igual que lo hacen ahora”, y ha insistido en que la Zona de Bajas Emisiones no son calles peatonales sino calles en las que se regula el acceso en función de las emisiones del vehículo con el objetivo principal de la mejora de la calidad del aire.