lunes. 26.02.2024
El tiempo

Comenzó la huelga indefinida de los médicos de Atención Primaria

La Consejería de Sanidad sitúa la incidencia en un 19,5 por ciento y el Servicio Cántabro de Salud convoca esta tarde al comité a una reunión para continuar las negociaciones

Centro de Salud de Santoña. Nyka Goicoechea
Centro de Salud de Santoña. Nyka Goicoechea
Comenzó la huelga indefinida de los médicos de Atención Primaria

La huelga indefinida de los médicos de Atención primaria comenzó hoy en Cantabria, y la Consejería de Sanidad sitúa su alcance en el 19,5 por ciento.

Mientras tanto el Servicio Cántabro de Salud (CSC) ha convocado esta tarde una reunión con el comité para seguir las negociaciones.

Convocada por el Sindicato Médico, después de que no se haya cerrado un acuerdo con el Servicio Cántabro de Salud tras las negociaciones llevadas a cabo por ambas parte, aseguran que apenas se avanzó en las reuniones, excepto en materia de seguridad.

Ante esta situación el sindicato ha acusado al SCS de "bloqueo total a negociar" aspectos como las condiciones de los médicos de continuidad o solo plantear "palabras" en el tema de las agendas y la "sobrecarga" de trabajo que tienen con la atención de incluso 70 u 80 pacientes al día en algunas ocasiones.

El SCS se asegura que ha hecho propuestas "muy concretas" que, a su juicio, responden a "todas las demandas que se hicieron en la convocatoria" de huelga y que, en su opinión, pueden "mejorar mucho" la situación de los profesionales, por ejemplo en el manejo de sus agendas, la seguridad con la que prestan la atención y también las retribuciones que tienen por las guardias.

Mientras el SCS confiaba a menos de 24 horas del inicio de la huelga en que el Sindicato Médico aplazase o suspendiera la movilización tras la propuesta planteada por Sanidad, el Sindicato Médico le ha reprochado que durante el fin de semana no le haya llamado para seguir negociando.

Disculpas

El gerente del SCS, Rafael Sotoca, ha pedido "disculpas" a los usuarios que puedan verse afectados y ha señalado que quienes tengan que acudir a los centros de salud pueden hacerlo "con normalidad" porque serán atendidos por los servicios mínimos y por aquellos profesionales médicos que no secunden la huelga.

Los servicios mínimos se han fijado en dos médicos de familia por zona básica de salud para la cobertura asistencial a efectos de atender las urgencias y situaciones indemorables que pudieran producirse y un servicio de pediatra para atender las incidencias de la población infantil, lo cual representa el 25 por ciento de la plantilla de médicos y pediatras.

Además, ha transmitido "absoluta normalidad" en la atención en el resto del Servicio Cántabro de Salud, como es el caso de los hospitales, y también de los profesionales de los centros de salud que no están convocados a movilizarse o no secunden la huelga.

Respecto a la atención en los Servicios de Urgencia de Atención Primaria queda cubierta al 50 por ciento contando con los cinco efectivos de Emergencias 061. Además, el equipo de Soporte de Atención Domiciliaria (ESAD) queda con una asistencia del 50 por ciento.

El Sindicato Médico tildó los servicios mínimos establecidos de "altísimos" y afirmó que con ellos se pretendía que "no se notase" la huelga.

En ese sentido, advertía que en las situaciones en que la Administración ha procedido de esta manera, ha tenido sentencias en contra por parte de los tribunales por considerar que era "obstruccionista" al derecho a la huelga.

El seguimiento de la huelga de médicos de Atención Primaria se sitúa en un 19,5 por ciento a las 10:00 horas de este lunes, día 7 de noviembre. De los 700 médicos de la plantilla de Atención Primaria del Servicio Cántabro de Salud (SCS), a esa hora 137 habían secundado la movilización. El resto de la plantilla realiza sus funciones con normalidad.