jueves. 08.12.2022
El tiempo

El emperador Carlos V desembarcó ayer en Laredo

La representación traslada el municipio al Renacimiento en un acto que tuvo lugar en El Palenque de la Playa Salvé

Recreación de llegada de Carlos V a Laredo.
Recreación de llegada de Carlos V a Laredo.
El emperador Carlos V desembarcó ayer en Laredo

El emperador Carlos V desembarcó ayer en Laredo y traslado el municipio al Renacimiento en un acto que tuvo lugar en El palenque de la playa Salvé.

Laredo regresó a septiembre de 1556, momento en el que el emperador Carlos V y sus hermanas, las Reinas Leonor de Portugal y María de Hungría, hicieron un alto en su camino pasando unos días en la villa pejina, antes de proseguir su travesía hacia el Monasterio de Yuste.

Desde el jueves 22 hasta el domingo 25 de este mes, los laredanos reviven la época renacentista con El Último Desembarco de Carlos V, una Fiesta de Interés Turístico Regional que forma parte del Itinerario Cultural de Rutas Europeas del Emperador Carlos V por el Consejo de Europa.

El Palenque de la Playa Salvé acogió la recreación histórica que mostró lo acontecido a la llegada de Carlos V a Laredo en aquel mes de septiembre de 1556, donde saludo a su pueblo allí congregado, que le ofreció los manjares de la villa que pudiese desear.

La alcaldesa, Charo Losa, le dio la bienvenida. “Permitidme como corregidora de la villa, que en nombre propio y de los miembros del Corregimiento aquí presentes, que tras pisar tierra firme en este arenal de La Salvé, después de una dura travesía iniciada jornadas atrás en el puerto de Flesinga y una larga ausencia motivada por la peste a pandémica que asoló el Imperio, os exprese nuestra especial bienvenida a Laredo, cuyas llaves os haremos entrega como muestra de reafirmación del vínculo que nos une a Su Alteza Imperial”.

Por su parte, el presidente de Cantabria le animó a seguir con su labor como emperador ya que a sus 57 años aún puede seguir al frente de sus responsabilidades, sabedor de que es necesario en su puesto.

Posteriormente, El Palenque se iluminó con los fuegos artificiales en honor al Sire y después, atravesando el mercado, Carlos V y su séquito se dirigieron a la Carpa Imperial, donde ha tenido lugar la Cena Renacentista del Emperador amenizada con bailarines, músicos, malabaristas y demás artistas que estos días animan a su vez las calles del municipio.

En el acontecimiento festivo estuvieron presentes la alcaldesa de Laredo, Charo Losa (PSOE), y el presidente cántabro, Miguel Ángel Revilla (PRC), encabezaron el Gran Desfile en honor al Sire acompañados de los presidentes de la Cofradía de Pescadores, César Nates y del Parlamento cántabro, Joaquín Gómez (PSOE), así como del consejero de Turismo, Francisco Javier Marcano (PRC); otros consejeros del Gobierno de Cantabria; diputados regionales y nacionales; así como autoridades locales y asociaciones culturales laredanas y de otros puntos de España.

También formaban parte del séquito imperial diversas agrupaciones culturales de diferentes puntos a lo largo de la ruta que realizó el emperador en su camino al Monasterio de Yuste.

En la tarde del sábado, 24 de septiembre, Carlos V y su séquito se acercarán a recibir a las hermanas del Sire al arenal de El Palenque, prosiguiendo con los fastos que se celebrarán en la villa en reconocimiento a Sus Majestades.

El emperador Carlos V desembarcó ayer en Laredo
Comentarios