lunes. 22.07.2024
El tiempo

Adjudicada la redacción de la restauración ecológica del Parque de Las Tablas, en Torrelavega

El Ayuntamiento considera que se trata de un espacio degradado con falta de integración en la ciudad

                                                                                                      

Parque de las Tablas, en Torrelavega.
Parque de las Tablas, en Torrelavega.
Adjudicada la redacción de la restauración ecológica del Parque de Las Tablas, en Torrelavega

El Ayuntamiento de Torrelavega ha adjudicado la redacción del proyecto básico, de ejecución, dirección de obra, coordinación de seguridad y salud de las actuaciones para la restauración ecológica del parque de Las Tablas, conocido como El Patatal por un importe de más de 87.000 euros y un plazo de ejecución de tres meses.

La actuación se incluye en el proyecto ‘Torrelavega conexión natural’ apoyado por la Fundación Biodiversidad en la convocatoria de subvenciones para el fomento de actuaciones dirigidas a la renaturalización y resiliencia de ciudades españolas 2022 en el marco del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia (PRTR)-Financiado por la Unión Europea- Next Generation EU.

El alcalde Javier López Estrada (PRC) y la concejala de Medio Ambiente, Patricia Portilla, destacaron la “importancia” de este proyecto para convertir este espacio natural en un “pulmón verde accesible y disfrutable, potenciando y aprovechando sus recursos naturales, perfectamente comunicado con la pasarela y a 200 metros del centro urbano”.

López Estrada y Portilla han explicado que el pliego de condiciones recoge entre los objetivos generales la recuperación de los hábitats propios del entorno por su ubicación junto al río Saja-Besaya, en concreto los ecosistemas de ribera y de humedales, así como de las áreas degradadas y eliminación de flora invasora o exótica para su reforestación con especies arbóreas y arbustivas autóctonas.

De igual forma, recoge el aumento de la superficie arbolada como sumidero de carbono para la lucha frente al cambio climático, la puesta en valor de los recursos naturales, paisajísticos y didácticos para el disfrute de ciudadanos y visitantes como lugar de esparcimiento y ocio.

También, contempla la recuperación de un espacio fluvial como recurso turístico y económico para la ciudad, la mejora de la accesibilidad dentro del parque para posibilitar su disfrute por parte de personas con movilidad reducida u otras discapacidades y el fomento de las actividades deportivas y la movilidad sostenible mediante la creación de circuitos saludables y carril bici.

Para lograr estos objetivos es necesario el control y erradicación de especies de flora catalogadas como invasoras. Esta acción pretende contribuir a la recuperación ambiental del ecosistema a través de una planificación integral de control ante la proliferación y expansión de especies de flora invasora dentro del parque.

Extensión

Al mismo tiempo, se recuperará los hábitats mediante plantaciones con especies autóctonas. Esta reforestación afecta a 13.690 metros cuadrados aproximadamente del parque, estimándose de manera inicial la plantación de unas 1.700 plantas de las cuales algo más de 1.000 se corresponden con árboles siendo el resto especies de matorral.

Además, se establece que, dentro del proyecto, será necesario un estudio de seguridad y seguimiento del arbolado de gran porte pie a pie por técnicos cualificados con el objetivo de valorar y establecer las actuaciones que, desde el punto de vista técnico, se consideran necesarias para reducir todo lo posible el riesgo de daños que pueden ser generados a causa de caída de árboles o rotura de sus partes.

Al mismo tiempo, se crearán humedales artificiales naturalizados. Dentro del proyecto se han seleccionado cinco áreas que por sus características hidrogeológicas permitirían su adecuación como humedales artificiales.

Cada una de ellas se estructuraría en cuatro aureolas entorno a la zona permanentemente inundada: un área de aguas profundas con vegetación acuática flotante y sumergida, una zona de vegetación baja, un área de vegetación alta y una zona inundable, situada por encima de la lámina permanente de agua, y cuya dimensión queda determinada por el volumen de agua que es necesario almacenar.

Las zonas delimitadas suman 7.500 metros cuadrados, de los cuales 1.900 metros cuadrados se corresponden con las láminas de agua y 5.600 metros cuadrados con sus entornos a revegetar.

Asimismo, junto a la creación de los humedales se deberán contemplar las labores de renaturalización de sus entornos mediante la revegetación en aureolas.

Por otro lado, es conveniente la mejora de la accesibilidad y fomento de la movilidad sostenible. El objetivo de la actuación es dotar al espacio de un acceso seguro y funcional a través de la mejora de la red de caminos, la colocación de paneles didácticos y la dotación de mobiliario urbano (papeleras, bancos, fuentes de agua potable y estacionamientos para bicicletas) para el fomento de actividades socio saludables, con recorridos interpretativos y sensoriales para accesibilidad de toda la población visitante

El estado actual del Parque de Las Tablas, conocido coloquialmente como El Patatal, corresponde a un espacio degradado con falta de integración en la ciudad de Torrelavega, procedente de una antigua instalación industrial junto al río Saja‐Besaya, con presencia de diferentes especies de flora invasoras que han provocado procesos ecológicos alterados.

El Consistorio estima que alrededor del 45% de la superficie del parque, unas 5,09 hectáreas, están afectas por la presencia de flora catalogada como invasoras dentro del Miteco y del Plan Estratégico Regional de Gestión y Control de Especies Exóticas Invasoras del Gobierno de Cantabria. Ante esta situación, si no se plantea una planificación integral con actuaciones prioritarias de control y erradicación de las plantas invasoras, el ecosistema no podrá por sí mismo recuperar el equilibrio natural.