viernes. 19.04.2024
El tiempo

El PSOE achaca la asignación del jefe de Vialidad a la amistad con el edil de Fomento y el PP lo desmiente

El portavoz socialista, Daniel Fernández, anomalías en el procedimiento con una modificación de urgencia para cubrir una plaza vacante hace 25 años

El portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Santander, Daniel Fernández.
El portavoz del PSOE en el Ayuntamiento de Santander, Daniel Fernández.
El PSOE achaca la asignación del jefe de Vialidad a la amistad con el edil de Fomento y el PP lo desmiente

El Grupo Socialista en el Ayuntamiento de Santander sospecha de la existencia de una relación de amistad entre el jefe de Vialidad y el concejal de Fomento, César Díaz (PP).

El concejal de Personal del Ayuntamiento de Santander, Pedro Nalda, ha recalcado que la plaza de jefe de vialidad se ha cubierto siguiendo un proceso “reglado, totalmente transparente y con el acuerdo de los sindicatos”, por lo que ha desmentido, de forma rotunda y tajante, la “montaña de mentiras” del portavoz socialista sobre supuestas sospechas “absolutamente infundadas”.

Por este motivo, los socialistas han registrado una solicitud de documentación en la que reclama el expediente completo del concurso de méritos convocado para asignar la plaza de Jefe de Servicio de Vialidad.

Así lo ha señalado el portavoz municipal de la formación, Daniel Fernández, quien ha señalado que este nombramiento hace referencia a un “viejo conocido” del concejal de Fomento (PP), ya que son compañeros de promoción en la Escuela de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos de Santander y con números consecutivos de colegiación.

“Es una evidencia irrefutable. Fue compañero del candidato propuesto para ocupar la Jefatura de Servicio de Vialidad, de su misma concejalía. Son viejos conocidos. Y el concejal debe dar explicaciones porque esta plaza está bajo sospecha”, ha enfatizado.

Fernández ha recordado que “no es la primera vez” que surgen las relaciones del pasado del concejal, y ha mencionado su paso por la anterior concesionaria del servicio de las basuras “sobre la que tomó decisiones como concejal de Urbanismo” o la concesión de licencias de obra mayor “exprés” en el caso del derrumbe de la calle Sol 57.

El PSOE quiere conocer todos los detalles del expediente, para saber quién ha redactado las bases de este concurso y los informes de valoración de los méritos, ya que ha detectado que hay puntuaciones superiores para desempeños de escala inferior a la categoría que sale a concurso y un peso determinante de los criterios subjetivos y la entrevista personal.

Puntuar menos a haber desempeñado una responsabilidad mayor es algo manifiestamente opuesto a los principios de mérito y capacidad que deben regir en el acceso a la función pública”, ha señalado Fernández, que ha reiterado que quiere ver el expediente porque “el nombramiento está bajo sospecha”.

Además, el PSOE ha señalado que el candidato propuesto para ocupar esta plaza, vacante desde hace 25 años y con un salario de 60.000 euros al año, protagonizó una denuncia ante la Fiscalía por su nombramiento en distintos cargos públicos en diferentes organismos gobernados por el Partido Popular.

Y aunque la denuncia quedó archivada “provisionalmente”, su vinculación política con el PP está “evidenciada” con “emolumentos verdaderamente astronómicos, me atrevería a decir que obscenos”.

“No es una buena noticia que llegue a un puesto de tanta responsabilidad un candidato tan relacionado con el Partido Popular, en una Concejalía que está tan marcada por los constantes sobrecostes”, que ha elevado a cuatro millones de euros en esta legislatura.

El portavoz socialista ha subrayado que “no es agradable tener que convocar para dar a conocer estos hechos”, pero es su obligación como responsable del principal partido de la oposición y en la tarea democrática de fiscalización del equipo de Gobierno”.

Los sindicatos se opusieron

En su comparecencia, Fernández ha resaltado que los representantes de los trabajadores se opusieron al procedimiento instado desde la propia concejalía de Fomento, especialmente el sindicato mayoritario, UGT.

“Un procedimiento que tiene, por Ley, carácter excepcional. Y que, por lo tanto, podemos considerar que es un procedimiento anómalo en la cobertura de plazas en el Ayuntamiento de Santander”, ha destacado.

Entre otras cuestiones, los sindicatos apuntaron que no estaba justificada la urgencia, ya que era más urgente cubrir otras plazas, mientras que, respecto al concurso de méritos, que el equipo de Gobierno justificó en una mayor concurrencia, el portavoz socialista ha indicado que finalmente sólo se presentaron 10 candidatos de todas las administraciones públicas de España.

Se podía haber sacado a concurso oposición, porque puede haber algún empleado municipal con la titulación de Ingeniero de Caminos; podía haber hecho una oposición libre; se podía haber tirado de interinos o de asignación de funciones de jefe de servicio a otros técnicos, como se ha hecho en otros servicios en muchas ocasiones”, ha explicado Fernández.

Versión PP

Nalda ha desgranado una a una las “falsedades” de las declaraciones de los socialistas: “Desde que se tendrá que votar el nombramiento, cuando es por resolución y no se vota, hasta que no existe el procedimiento de urgencia al que aluden; además de que las bases las redacta el Servicio de Régimen Interior, cuando son iguales para todos, se consensuaron con los sindicatos y no han sido recurridas”.

“La valoración de los méritos de los candidatos la realizan funcionarios municipales y el procedimiento es el habitual en todas las administraciones públicas”, ha añadido.

El responsable municipal de Personal ha censurado la irresponsabilidad y falta del más mínimo respeto a la labor de los sindicatos y funcionarios municipales que representan las afirmaciones del portavoz del PSOE.

“El cúmulo de mentiras es tal que solo se puede justificar por intentar crear sospechas infundadas cuando, nada más solicitar ver el expediente y sin que haya dado tiempo a que se les entregue, no tienen el más mínimo reparo en realizar todas estas especulaciones, poniendo en tela de juicio la honorabilidad y profesionalidad de los funcionarios de la Comisión de Valoración, conformada exclusivamente por empleados municipales y sin ningún político, así como del propio candidato”, ha remarcado.

Nalda ha negado que la plaza lleve vacante 25 años y, en este sentido, ha explicado que las labores de esta plaza han sido ejercidas mediante asignación de funciones por uno de los ingenieros del servicio, hasta su jubilación obligatoria el pasado mes de diciembre, al cumplir 70 años.

Para poder cubrir esta plaza, se incluyó en la Oferta de Empleo Público de 2020, acordada con los sindicatos, y se realizó la convocatoria por el procedimiento habitual “y no por urgencia, dado que no existe este procedimiento, un claro indicativo de que el PSOE además de mentir desconoce la normativa municipal”, ha subrayado.

En cuanto a la provisión del puesto por concurso de méritos, “es el sistema previsto en la Relación de Puestos de Trabajo, cuyas Bases Generales fueron consensuadas con los representantes sindicales en la Mesa de Negociación el 6 de marzo de 2014, es decir, hace ocho años, por lo que es rotundamente falso que se haya utilizado un procedimiento extraordinario para este puesto”, ha recalcado Nalda.

“Hay que tener en cuenta que para la provisión de un puesto el procedimiento normal es precisamente el concurso de méritos, dado que el excepcional es la libre designación”, que no se ha utilizado en este caso, por lo que vuelve a quedar en evidencia su afán por manipular la realidad en relación con este proceso.

Las bases para la provisión del puesto fueron publicadas en el Boletín Oficial de Cantabria (BOC) de 29 de junio de 2021, a cuya convocatoria se presentaron 10 candidatos de diferentes administraciones públicas. El proceso de selección, llevado a cabo por una Comisión de Valoración conformada por funcionarios municipales de carrera del grupo A1, constó de dos fases: una primera de méritos generales (grado personal consolidado, trabajo desarrollado, cursos de formación y perfeccionamiento, y antigüedad) y otra de méritos específicos (memoria, entrevista y méritos adicionales).

“El Ayuntamiento no puede beneficiar ni tampoco perjudicar a nadie a la hora de acceder a un puesto, con lo cual el hecho de pertenecer a una misma promoción o de haber coincidido en las aulas en cualquier curso desde Educación Infantil hasta la licenciatura con cualquiera de quienes conformamos la Corporación municipal es absolutamente irrelevante y no puede conllevar ningún tipo de perjuicio ni beneficio para quienes concurren a un proceso selectivo”, ha apuntado.