sábado. 25.05.2024
El tiempo

El Sindicato Unitario de Cantabria solicita un DESA y formación en primeros auxilios de montaña y en manipulación de especies silvestres

Los operarios de montes, unos 250 bomberos forestales,  realizan su trabajo en un entorno lleno de peligros que asumen de forma cotidiana, según su delegado, Sergio García

Extinción de incendios de forma aérea.
Extinción de incendios de forma aérea.
El Sindicato Unitario de Cantabria solicita un DESA y formación en primeros auxilios de montaña y en manipulación de especies silvestres

El Sindicato Unitario de Cantabria pide un DESA (Desfibrilador Externo Semiautomático), formación en primeros auxilios de montaña y en manipulación de especies silvestres para los componentes de las cuadrillas de bomberos forestales.

Así lo ha reclamado el delegado de Prevención del Sindicato Unitario de Cantabria,  Sergio García Otero, quien comentó que los operarios de montes, unos 250 bomberos forestales,  realizan su trabajo en un entorno lleno de peligros que asumen de forma cotidiana.

Las caídas a distinto nivel, golpes de calor, sobreesfuerzos, utilización de todo tipo de herramientas peligrosas como motosierras, desbrozadoras, amoladoras, entre otros,, manipulación de especies silvestres que tienen enfermedades, manejo de productos químicos y como no, los trabajos de extinción de incendios forestales son el día a día”, señaló.

También hacen hincapié en que trabajan en zonas muy alejadas de los centros sanitarios y en muchas ocasiones en parajes inaccesibles para los medios de auxilio en caso de accidente, motivos por los que las cuadrillas de montes necesitan ser autónomas en la realización de primeros auxilios en caso de accidente, inmovilización de fracturas, contención de hemorragias, transporte de heridos, entre otros. “Necesitamos tener conocimiento en primeros auxilios en el entorno donde desarrollamos nuestro trabajo, la montaña”, comentan

A su juicio, creen necesario y urgente equipar a los vehículos de las cuadrillas con un DESA. “No es algo novedoso la incorporación de un DESA en un vehículo de emergencias. Los bomberos del Semca (Bomberos del 112), ya los tienen”, inciden.

36 desfibriladores

Desde su punto de vista el DESA aumentará la seguridad de los componentes de la cuadrilla en caso de una parada cardiaca, al pertenecer al sistema de emergencias de Cantabria. En su opinión, “es conveniente poner a disposición de toda la ciudadanía una red de 36 desfibriladores repartidos por toda la región, la mayoría de las veces, en las zonas de baja población en donde el centro de salud está lejos o de difícil acceso en las que sólo un vehículo cuatro por cuatro puede llegar, mientras se participa en la búsqueda de personas o en cualquier emergencia que les requieran”. 

“A causa del cambio climático, en Cantabria como en el resto de España, las épocas de riesgo de incendios cada vez son más y más prolongadas, además de que estos son más virulentos y peligrosos”, aclaran.

En zonas como Liébana o Valderredible, el sindicato remarca que en los montes cercanos a las viviendas provocan que, en caso de incendio, se ven afectadas por las llamas. Ante esta situación , propondrán en el Comité de Seguridad y Salud al Gobierno de Cantabria la implantación urgente de una formación continua en la extinción de incendios forestales y en especial en incendios Interfaz Urbano Forestal, la utilización de cortafuegos y líneas de defensa, y la seguridad en los incendios forestales e incendios de sexta generación, entre otros.

En el Sindicato Unitario de Cantabria está convencido de que la seguridad y salud de los trabajadores debe ser primordial y para ello es necesario una formación continua y de calidad.