martes. 23.04.2024
El tiempo

Cantabria, Euskadi, Asturias y Galicia se unen para exigir a Francia cumplir los plazos del Corredor Atlántico

El presidente regional, Miguel Ángel Revilla (PRC), considera irrenunciable la conexión ferroviaria con Bilbao y garantiza su ejecución con independencia del apoyo financiero de Europa

Las autoridades políticas en Victoria en la reunión.
Las autoridades políticas en Victoria en la reunión.
Cantabria, Euskadi, Asturias y Galicia se unen para exigir a Francia cumplir los plazos del Corredor Atlántico

Cantabria, Euskadi, Asturias y Galicia han constituido hoy un frente común para exigir al Gobierno de España y a la Unión Europea que presionen a Francia para que cumpla los plazos del Corredor Atlántico, cuya finalización estaba comprometida para el año 2030. Sin embargo, la previsión del Gobierno francés es poner en servicio el tramo Burdeos-Dax en 2042 y aún no hay fecha fijada para la prolongación hasta la frontera española.

Los presidentes de estas cuatro Comunidades Autónomas, Miguel Ángel Revilla, Íñigo Urkullu, Adrián Barbón y Alfonso Rueda, respectivamente, han mantenido un encuentro en Vitoria, convocado por el lehendakari vasco, con el fin de consensuar una posición común en esta reivindicación fundamental para posibilitar la salida por ferrocarril de las regiones de la Cornisa Cantábrica a Europa.

En su intervención tras la reunión a cuatro bandas celebrada en el Palacio de Ajuria-Enea, Miguel Ángel Revilla ha instado tanto a España, que asumirá la presidencia europea en el segundo semestre del año, como a la propia UE a intervenir en este asunto para impedir que Francia “se salte” el compromiso y haga un “tapón” en Los Pirineos.

Según Revilla, el país vecino “no tiene entre sus objetivos prioritarios” esta conexión porque tiene un “concepto algo autárquico de que Europa se cierre en Francia” y no quiere “abrir al sur” el corredor ferroviario, lo que, a su juicio, es “denunciable” y va en contra de la doctrina europea de apostar por el ferrocarril.

Asimismo, el presidente cántabro ha aprovechado la ocasión para volver a reivindicar el tren rápido con Bilbao, una conexión que es “irrenunciable” y “de pura lógica” para conectar dos regiones con tantas relaciones humanas y comerciales como Cantabria y País Vasco.

En presencia del lehendakari, Revilla ha agradecido el respaldo “firme” del Gobierno vasco al proyecto y ha recordado también el compromiso formal del Gobierno de España para ejecutarlo con independencia de que sea incluido en la Red Básica Ampliada del Corredor Atlántico Europeo y, por tanto, de que reciba o no financiación de la Unión Europea.

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, saluda al lehendakari, Iñigo Urkullu.
El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, saluda al lehendakari, Iñigo Urkullu.

Además, ha asegurado que la conexión de Cantabria está garantizada por medio del AVE con Madrid, que avanza en su construcción y tiene ya en obra los tramos hasta Osorno y la duplicación de vía entre Santander y Torrelavega.

“Esa es nuestra apuesta. Es decir, la misma que tiene el Noroeste de España de llegar hacia el centro, pero la salida nuestra, lógicamente, es conectar con Europa a través de Bilbao”.

Foro

Del encuentro de hoy sale también la creación de un foro de presidentes del Arco Atlántico que se reunirá con carácter anual y en el que también tendrán participación los agentes sociales y económicos, al objeto de plantear los retos comunes e intercambiar experiencias entre territorios.

Entre esos retos comunes se encuentra la apuesta por el hidrógeno y la reclamación de que la interconexión atlántica, por medio del corredor Hi West, esté completada en 2030, al igual que la mediterránea.

La economía azul, la energía eólica marina, la especialización inteligente y el cambio climático son otros de los temas que formarán parte de la agenda de este nuevo foro, al igual que la lucha contra la despoblación. En este punto, Revilla ha puesto como ejemplo la estrategia que está desarrollando Cantabria y que incluye una serie de medidas de discriminación positiva en los 39 municipios declarados en riesgo alto de despoblación.

Por otro lado, los cuatro presidentes se han unido también para reclamar una Macrorregión Atlántica que ejerza, según el jefe del Ejecutivo cántabro, de “lobby” en Europa para defender los intereses comunes de los territorios de la fachada atlántica y tener voz en los foros de decisión comunitarios, ante el riesgo de que los “intereses geopolíticos” se desplacen hacia el Este por la incorporación de nuevos países al grupo de los 27.

Revilla, Barbón y Rueda han agradecido a Urkullu la convocatoria de esta reunión y todos ellos han puesto en valor la unidad y la sintonía de cuatro Comunidades Autónomas de distinto signo político a la hora de defender los intereses de los ciudadanos.

Finalmente, el presidente cántabro, que ha asistido al encuentro acompañado por la consejera de Presidencia, Paula Fernández, ha invitado a sus homólogos vasco, asturiano y gallego a asistir, el próximo día 16 de abril, a la apertura de la Puerta del Perdón del Monasterio de Santo Toribio.