lunes. 15.04.2024
El tiempo

Cantabria ampliará su conexión aérea con Madrid y ofertará vuelos de martes a viernes a primera hora del día

Iberia sumará a partir de octubre una nueva pernocta en el aeropuerto Seve Ballesteros para garantizar a los pasajeros llegar a Madrid a las 7.30 de la mañana cuatro de los cinco días laborales de la semana

Aeropuerto Seve Ballesteros.
Aeropuerto Seve Ballesteros.
Cantabria ampliará su conexión aérea con Madrid y ofertará vuelos de martes a viernes a primera hora del día

Cantabria ampliará su conexión aérea con Madrid y ofertará vuelos de martes a viernes a primera hora del día y la compañía Iberia añadirá una nueva pernocta los lunes en el aeropuerto Seve Ballesteros-Santander para garantizar una nueva frecuencia los martes, a primera hora de la mañana, con destino a la capital.

Esta nueva conexión, que comenzará la próxima temporada aeronáutica de invierno, el último fin de semana de octubre, mejorará la operativa con Madrid y garantizará que un avión despegará de Santander a las 6.30 de la mañana con destino a Madrid los martes, miércoles, jueves y viernes.  

De esta manera, se ofrecerá al pasajero cántabro llegar a la capital a las 7.30 de la mañana cuatro de los cinco días laborables de la semana. Con ello se permitirá asistir a cualquier reunión de trabajo en Madrid, así como despegar a primera hora de la mañana hacia destinos de negocios como Dusseldorf, Frankfurt, Zúrich, Múnich, Ámsterdam, Turín o Doha, entre otros.

La nueva pernocta también aumenta las posibilidades de realizar vuelos de ida y vuelta en el día, ya que a partir de finales de octubre, de martes a viernes se podrá despegar de Santander a Madrid a las 6.30 de la mañana y permanecer todo el día en Madrid desde donde se podrá despegar hacia Santander a las 19.50, con llegada programada a Cantabria a las 21.00 horas.

El Gobierno de Cantabria busca con esta mejora aumentar la calidad del servicio y seguir trabajando para mejorar esta y otras conexiones que son “pilares” en la conectividad de nuestra región.